lunes, febrero 12, 2007

Nueva novela: Séneca. El camino del sabio

Acabo de publicar una nueva novela histórica titulada Séneca. El camino del sabio, Valencia, Editorial Diálogo, 2006, 208 pp.


Esta es la presentación editorial:

Presentamos una magnifica novela desarrollada en uno de los momentos más tumultuosos e interesantes del imperio romano, la época que va de Augusto a Nerón, y llevados de la mano de una de las figuras más importantes de la humanidad.: Séneca. El autor, F. Lillo, ha sabido conjuntar la rigurosidad histórica y la profundidad del pensamiento filosófico de Séneca, que pone al alcance de todos con el buen hacer novelístico del que ya ha dado sobradas muestras.
A lo largo de la historia de las ideas cada generación ha buscado su propio Séneca. En esta novela, en la que el filósofo reflexiona sobre sí mismo poco antes de su muerte, defendemos que Séneca sigue siendo una figura de gran interés para el hombre de hoy.
En un mundo en el que prima la apariencia y lo superficial, Séneca nos ayuda con su enseñanza sobre el valor de la interioridad y la meditación. Ante el poder de las pasiones, aprendemos de su lucha por moderarlas y no ser su esclavo, pues la pasión o la dominas o te domina. Frente al individualismo imperante, admiramos su sentimiento de servicio al Estado. Nos impresiona su profunda preocupación por la trascendencia, que contrasta con una vivencia horizontal y plana de la existencia propia de sus contemporáneos.
Su serenidad ante la muerte, su relación con las riquezas, su actitud ante la desgracia y el exilio o su deseo de tratar a los esclavos de un modo más humano, son otros tantos temas que todavía hoy nos interpelan y nos hacen más sabios.
Séneca dos mil años después de su muerte, todavía se nos presenta como un maestro para la vida.

3 comentarios:

Sebastià Giralt dijo...

Felicidades, Fernando. !Es que no paras!

Luissi dijo...

¡Hola!
Mirando Tagzania me encontré con el nombre de mi primer amigo del colegio. Aquella mañana en el Fleming no sabía cuando hacia un amigo que tenia enfrente un futuro escritor

¡Saludos!

Anónimo dijo...

Felicidades, Fernando. Teucro, Medulio, Séneca... cada uno va superando al anterior. Como continúe esta progresión te convertirás en un referente de la novela histórica. Un abrazo, Antonio Penadés